La consejera de Sanidad no ve justificación al anuncio de conflicto colectivo por parte del Sindicato Médico

EUROPA PRESS

  • La consejera de Sanidad, María Luisa Real, ha manifestado su sorpresa ante la declaración de conflicto colectivo por parte del Sindicato Médico, dado que no existe ninguna justificación para ello, siendo totalmente desproporcionada una medida de presión como la anunciada a través de los medios de comunicación.

Desde el primer momento tras asumir las responsabilidades de la Consejería de Sanidad del actual Gobierno, se ha apostado por el diálogo y la negociación con los organizaciones sindicales, que ha permitido alcanzar acuerdos de recuperación de derechos y mejoraslaborales (algunas hace tiempo reivindicados) que están siendo escrupulosamente cumplidos y que guían la hoja de ruta de la Consejería de Sanidad.

Una última muestra de este marco de diálogo y negociación es la reciente firma, de manera unánime, de un acuerdo con los sindicatos representativos en la mesa sectorial sobre carrera y desarrollo profesional, histórico en varios de sus apartados, como el reconocimiento por primera vez en una Comunidad Autónoma de este complemento para el personal interino. Una medida de la que se beneficia el conjunto de profesionales del Servicio Cántabro de Salud (SCS), incluyendo a los pediatras de Atención Primaria. La respuesta del Sindicato Médico es incomprensible e inmerecida, a la luz de los esfuerzos realizados, los acuerdos alcanzados y el marco de diálogo en que se está trabajando.

Es por todos conocido que existe un problema generalizado, no exclusivo de la especialidad de pediatría, de falta de profesionales médicos; no sólo en Cantabria, sino en toda España. Una cuestión que se ha debatido en el reciente congreso nacional de la Sociedad Española de Pediatría de Atención Primaria y Extrahospitalaria celebrado en Santander. Un problema que está motivado por la falta de planificación de la formación médica y especializada durante losúltimos años, y que requiere soluciones a nivel nacional. En tal sentido se ha reclamado por parte de la Consejera de Sanidad su discusión en el ámbito del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

En nuestra Comunidad Autónoma, se han ido tomando una serie de medidas para compatibilizar una asistencia pediátrica de calidad en toda Cantabria dentro del actual contexto.

Así, desde hace ya algunos años, los profesionales de pediatría pueden continuar su vida laboral más allá de la edad establecida de jubilación. También se ha modificado la ley, para permitir que los especialistas no comunitarios puedan trabajar en el Servicio Cántabro de Salud, y se está procediendo a ampliar el número de residentes formados en nuestra región.

La situación de la atención pediátrica en AP en Cantabria es comparativamente mejor que la del resto de CCAA. En la actualidad contamos con 83 plazas de pediatría de AP, de las cuáles solo 2 de ellas no están cubiertas por especialistas de pediatría, una situación que no admite comparación con cualquier otra CCAA en las que el porcentaje es claramente inferior.

En la medida en que se ha contado con nuevos profesionales, se ha procedido a la creación de 6 nuevas plazas de Pediatría. Se ha creado plazas en Astillero, Bajo Pas, Pisueña Cayón y próximamente en Bezana, Sardinero-Montaña y Torrelavega.

En la actualidad, con la incorporación de los nuevos pediatras, la media del número de niños atendidos por pediatra es de 965, cifra claramente inferior a la media nacional y en consonancia con los estándares de las recomendaciones internacionales. Además, Cantabriaes la única CCAA con cobertura de la asistencia pediátrica hasta los 16 años, tanto en Atención Primaria como Hospitalaria.

Por otra parte, se ha puesto en marcha un Programa especial para la optimización de la atención sanitaria en Atención Primaria, programa especial abierto igualmente al personal de Pediatría, entre cuyos fines destaca la racionalización de la demanda asistencial en horario de mañana.

La vía de diálogo y de negociación en Sanidad continúa abierta y desarrollándose con normalidad, pero siempre con la responsabilidad de que se realice dentro del marco legal y presupuestario que estamos obligados a respetar. Un contexto en el que siguen presentes importantes medidas de contención presupuestarias a observar, porque están en juego la recuperación económica y el mantenimiento de importantes servicios públicos que necesitan los ciudadanos.

La Consejería de Sanidad pide al Sindicato Médico que recapacite y no utilice medidas de presión desproporcionadas que lo único que consiguen es tensionar una vez más un servicio público, como es la sanidad, dedicado a atender a personas enfermas.

Powered by WPeMatico