Cantabria ha conmemorado este martes la festividad de la Bien Aparecida con un celebración en el santuario de Hoz de Marrón (Ampuero) entre mascarillas, restricciones y medidas sanitarias frente al COVID-19 y con un recuerdo a los fallecidos por el virus y a quienes padecen sus «consecuencias sanitarias o económicas».

Ir a la fuente
Author: